Dedicado a Andreu (ULAP2) que supo captarme con simpatía y devolverme una sonrisa. A todos los que seguís en mí, aunque Dios os haya robado.A Dani por quererme.A Jordi (programador-web.com) por remodelar mi fachada. A Sergio por ser mi mejor amiga. A Papa y Mama por hacerme.

October 10, 2007

Miercoles, 10 de Octubre del 2007

De la categoria: Diario — admin @ 11:35 pm

Hoy Dani está de cumpleaños, cumple 26 lustros, y parece que fue ayer cuando lo conocí con 18, recién entrado en la edad "legal". Siempre me pareció absurdo lo de la mayoría de edad, que en unos países es una y en otros otra, me pregunto en se basan exactamente para diagnosticar una edad legal en un individuo, y por que ha ciertas personas de 50 no se les retira con multa incluida.
Hoy Sergio preparó una merienda-cena en casa, mientras yo trabajaba, para que viniesen sus amigos a celebrar una reunión cumpleaños con tarta incluida. Entre clienta y clienta ayude en lo que pude, pero no demasiado, aunque fui yo quien fue a comprar todo.
Vinieron Alvaro, su mejor amigo desde la infancia, Marta y su novio, una amiga "loca" y divertida" que siempre lo rapta para tomar cafés o que siempre usa de excusa para largarse de casa toda la tarde, Pastora, la mejor amiga actual de Dani ( sus "mejores amigas" cambian cada 2 años…), Sergio, empleada y mejor amiga ya no sé de quien…y yo, el que escribe, Oscar el porno-chacho(Omar, como le llamamos nosotros)no quiso quedarse, tenía que irse a trabajar al "Forum":pub gay donde se pluriemplea de noche.
Me sentí mal en el cumpleaños, me sentí que no tenía nada en común, ninguna conexión mental con todos ellos, me di cuenta de que hay una diferencia brutal de generaciones.
Mientras ellos comentaban "hazañas" con el alcohol como autovaloración personal y vivencias con profesores de instituto cargadas de risas, yo me escape erizado a mi dormitorio. Tanta "pavada"junta me estaba poniendo de los nervios y decidí retirarme a tiempo, antes de amargarles la fiesta. Sergio parecía en su salsa, aprovechando su protagonismo "marica simpático"y estaba en plena "pavada"hablando de su instituto y facultad de hace 10 años…como si fuesen de ayer.
Me di cuenta que los años también habían pasado para Sergio, quien ya con la edad de Cristo por dentro sigue siendo un estudiante de Santiago alcoholizado.

• • •
 

October 14, 2007

Domingo, 14 de Octubre del 2007

De la categoria: Diario — admin @ 12:06 pm

He tenido que hospitalizar a Tucho, estoy francamente preocupado, no hago otra cosa que pensar en él, durante todo el día, en la clínica veterinaria no hay nadie en el fin de semana, y solamente va la chica de guardia cada 3 horas a ver como están los animales tratados.
Ver a Tucho en esa jaula y con esa vía puesta en su patita blanca, me rompe por dentro, su mirada era suplicándome que no le dejase allí solo por segundo día consecutivo.
Como buen juez imparcial dictaminé que era lo mejor para él y lo peor para mí, y accedí a dejarlo en ese escaso y reducido espacio con ánimo de que mejore.
Le están inyectando corticoides, y antibióticos, porque tiene una infección en el hígado, y está de color amarillo, y le han puesto suero en vena porque estaba con un cuadro de deshidratación agudo. Ya no comía nada desde hacía 4 días.
Después de vivir lo que viví con Manchís, con Gloto, con Hilarita, con Basi, con Feito, con Bonzo, con Coca, mis experiencias solo avivan más mis miedos a que muera, y aunque sé que es un acontecimiento inevitable en la vida de cualquier ser vivo, solo pensarlo me hace romper a llorar como un imbecil. No puedo hacer más de lo que estoy haciendo por él, sin embargo le daría mi vida.
Amar a un gato, será para muchos una exageración de un sentimiento, para otros un exceso de humanismo sobre un animal, para mi es sencillo de entender, yo no tengo hijos, soy gay, y no los he tenido nunca, para mi estos gatos y perras, son mis hijos.
Unos hijos a los que amo, a los que cuido, y los cuales me dan todo lo que necesito para seguir vivo, su cariño, su compañía y sus "putadas", son lo que me hacen estar bien y no morirme de asco en un mundo que me da vértigo. El problema es que estos hijos tienen una escasa duración en la vida, en comparación a la vida de un hombre sano. Y eso es bien duro de aceptar. Tucho lleva conmigo desde 1993 y hemos pasado todo tipo de experiencias juntos, una vez salio por la ventana de mi casa, en un 5° piso cerca del cielo, y resbaló por el alfeizar resbaladizo por el agua, yo chille como un loco y salte tras él, sin darme tiempo de agarrarle, cuando ya imagina lo peor, veo que sube de nuevo después de engancharse con una uña no se de donde. Lo comí a besos, y luego le pegué un cachete en el culo. Menudo susto me dio el cabrón, no me repuse en una semana. Hoy le cortaban esas uñas en la clínica, y a cada una que cortaban, yo revivía aquel momento cuando Tucho era un travieso bebe gato, un trozo de algodón con un ojo azul y uno verde y orejas de conejo.

Tú que siempre me oyes Dios, que siempre estás jodiendo, no te lo lleves por favor, déjame estar con él más tiempo, y no me hagas pasar otra vez por lo mismo, porque no lo aguantaría.

Tucho

• • •
 

October 19, 2007

Jueves, 19 de Octubre del 2007

De la categoria: Diario — admin @ 1:18 am

Tucho sigue mal, parecía que empezaba a remontar el vuelo desde el lunes, estar en la clínica dos días con el suero puesto hizo que se alzase como ave fénix, espabiló de golpe y tenía otro aspecto, empezó a pedir comida a las 8 de la mañana como solía hacer cuando estaba bien, esta mañana mientras yo dormía derrumbado sobre las sabanas de mi cama en cuanto lo oí chillar en la puerta del dormitorio me levanté de un brinco para dársela semidormido, en trance, como Madre que se levanta mil veces de su cama con los llantos del bebe en la cuna.

Por fin quería comer, por fin tenía apetito, los antibióticos y los corticoides parecían que empezaban a hacer efecto en la maldita infección de hígado. El lunes el análisis de azúcar dio ciento y pico, que podríamos decir que está ya en los parámetros de la normalidad, quizás por el suero, quizás porque se la estuviese controlando la insulina.Todo parecia volver a coger forma.

Pero hoy jueves, está mucho peor, todo mi gozo se ha desplomado de un soplo, su debilidad ha aflorado de golpe, se va para los lados, no cesa de beber y de comer, síntomas de la diabetes: más apetito (polifagia), más sed (polidipsia), mayores volúmenes de orina (poliuria) y pérdida de peso, Tucho está ya en el chasis, a penas le queda masa muscular y sus lagrimales están extremadamente visibles y sus ojos segregan lagrima, no ceso de limpiárselos con algodón. Le inyecto insulina a la mañana y a la noche, le doy el antibiótico, los corticoides, todo lo que me han dicho que le haga en la clínica, pero no avanza, estoy viendo lo peor, y me estoy poniendo malo. Ya no sé que hacer.

Dani está haciendo unos cursos de producción y de iluminación de escena y está absorbido por su egoísmo teatral y sus sueños de futuro, a sus 26 años la vida le parece divertida, amena, "llena de cosas" que conseguir, y parece que no es consciente de mi dolor, ni de que Tucho se esta muriendo, está todo el día de buen humor, mira la película de la tele desconectando de la realidad, bromea todo el día con Sergio como si nada estuviese pasando, esto me duele y me hace sentir peor.

De vez en cuando se acerca a mi y al gato y pregunta ¿Qué tal está?… le hace unas carantoñas de 3 segundos y se va a seguir viendo su serie, o a su ordenador.

Dichosa juventud egoísta que te hace ajeno a todo lo que no sea tuyo, lleva viviendo 7 largos años con Tucho y conmigo, y me da la sensación de que piensa que por no hablar o pensar en el tema ya no ocurre, o eso, o es que no lo quiere como yo, que es lo más probable.

A lo largo de mi vida, nunca he encontrado a nadie que quiera a los que yo amo igual que yo, ni tan siquiera parecido, ninguna de mis parejas, ningún amigo, nadie de mi familia quiere a mis animales, es un amor que desde siempre, con Tucho ya hace 14 años, ha sido completamente privado, que no he conseguido compartir con nadie. No puedo entenderlo, ya que hay seres como estos, que se hacen querer por naturaleza, no solo por ser preciosos, que lo son, sino por ser lo más cariñoso del mundo y por estar viviendo en casa con todas las personas que me rodean, sin embargo la realidad no es así, y creo que si Tucho nos abandona el único que realmente va a sufrir su perdida soy yo. No puedo imaginarme la vida sin él, parece que lleva toda la vida en casa.

Los clientes llaman y llaman, y atiendo sin cesar a todo el mundo por teléfono y en persona, Oscar está pintando las puertas de casa de blanco brillante, y el olor a pintura invade todo el ambiente.

He ido a comprar unos azulejos nuevos para el cuarto de baño y me he decidido por los que parecían burbujas blancas y azules en mosaicos de cristal de colorines, que suben desde abajo al techo, ascendiendo hacia el cielo de las burbujas y de las pompas de jabón. Transmitir alegría a la decoración de casa me ayuda a entretenerme y a irradiarle "positividad" a mi entorno, siempre pensé que si lo haces la vida te cambia, te mejora. Y según el Fen-Shui es así, pero no deja de ser una terapia de autoayuda como otra cualquiera.

No siento los dedos de las manos, los tengo como dormidos y me duele la espalda muchísimo, me muero por un masaje, estoy psicomatizando mis presiones, preciso de luz y paz. A lo mejor me escapo con el coche a la playa, necesito oír el mar y desconectarme.

• • •
 

October 20, 2007

Sábado, 20 de Octubre del 2007

De la categoria: Diario — admin @ 7:28 pm

Hoy empecé a tomar un tratamiento para el desgaste físico y psíquico a base de aceite de pescados salvajes concrentado y otro para los nervios a base de valeriana,pasiflora, espino blanco y lavanda, espero me haga efecto pronto, porque como diría mi amiga Seyén "estoy al borde de un colapso".

Tucho mejora y empeora sistemáticamente, pasa de estar semicatatónico a estar normal y corriente… ya no sé que hacer…, desde luego tengo que tomármelo con calma, porque sino acabaré por volverme loco.

Dani salió ayer de noche y vino a dormir a las 5:30 de la madrugada, no sé ni con quien estuvo, ni a donde fue, solo sé que le pregunté si iba a salir de noche y me perjuro que no y que volvería pronto…, cada día miente más, y a cada mentira me encuentro más lejos de él.
Estoy harto de su mundo al que parece que no pertenezco y del que no sé nada.
Después de siete largos años, pienso que esta relación ha perdido el norte, no tiene sentido que a estas alturas de nuestras vidas actué de este tipo de maneras, el que está agobiado soy yo, y sin embargo quien vino borracho, oliendo a tabaco y sin llaves de casa fue él.

Siento que el mundo está dejando de interesarme, esta vida rutinaria en mala suerte y desgracias es algo que ya me asquea, no es tristeza ni depresión lo que siento, es aborrecimiento de mi suerte.
No utilizo la magia en mi vida, no me confecciono trabajos a medida, ni rituales sagrados, no pido a Dios que me cambie el destino, no lo hago porque me espanta que algo tenga que ser forzado, que algo deje de ser natural, no soporto pedir las cosas.

El hecho debe ser espontáneo, no preeditado a base de plegarias ni suplicas, mi Dios existe, no lo dudo, y sabe de sobra como coño me va la vida y como me siento.

El ser humano siempre se empeña en no querer vivir su existencia, precede su miedo a cada efecto y afronta su día a día con plegarias a los demás o a su ente sagrado, pero no toma la vida nunca de frente, no entiende que detrás de cada causa hay un efecto, y detrás de cada ocasión, drama, o alegría hay una lección kármica que aprender o vivir.

No rezo casi nunca, si lloro muchas veces al cielo, pero no rezo, no suplico, no pido por mi. Cuando soplo las velas de mi cumpleaños, no pido nunca nada que no se pueda cumplir, y siempre lo hago por los míos.

Mi felicidad no radica en la posesión de una casa comprada, o de un matrimonio, o de poseer más o menos dinero. Solo se percibe en determinados momentos de unión, así es, esa es la felicidad, unión con quien quieres, con tus seres, eso es lo único que nos la transmite, el resto no es felicidad, no es armonía, sino pequeños orgasmos de placer, que duran lo que dura una eyaculación precoz dentro un cuerpo moreno y sexy de 20 años.

Si esa unión desaparece, si las uniones que conseguimos se disipan, nuestra felicidad cae derrumbada en segundos y caemos en un abismo de apatía, silencio y autodestrucción.
Cuando hablo de unión no me refiero solamente a la de pareja, sino a la de una madre con su hijo, a la de una persona con su perro o su gato, a la de dos amigos, a la de una unión con un grupo, o a la unión con la vida. En el preciso instante en que esta seguridad adquirida se tambalea, nosotros entramos en un proceso "tectónico" donde se abre nuestro paso, y nos traga la tierra.

Yo me encuentro en ese momento, y no me aferro, solo me dejo caer.

00:30

Me acabo de enterar del diagnostico, Tucho como yo intuía, tiene un tumor en el duodeno, por eso no mejora. Hoy tuve que llevarlo a las 23 horas a el servicio de urgencias del veterinario, no se podía mover, no era capaz de tenerse en pie, sin fuerzas se tambaleaba hacia los lados, me puse muy nervioso. Tenía un pico muy alto de bilirrubina.

Mi niño se muere, es cuestión de horas, de días… estoy destrozado. No hay manera de salvarle la vida, y tengo que decidir eutanasiarlo, y no puedo. Es de nuevo enfrentarme a la misma experiencia, la más dura de mi vida.

No puedo matar al ser que más amo, solo pensarlo me hace tiritar de angustia, me planteo tantas cosas, y sé que debo evitarle un fuerte sufrimiento y darle una muerte digna.
Tucho hoy apoyaba su cabeza con debilidad en mi mano y se dormía con los ojos abiertos ronroneando.

Me estoy muriendo con él.No puedo hacerlo.

Que miserable esta jodida vida del que tiene que matar al que más le quiere, deseo la muerte, pero la mía.

• • •
 

October 23, 2007

Martes, 23 de Octubre del 2007

De la categoria: Diario — admin @ 5:15 pm

Tengo un fuerte dolor de cabeza, no sé si derivado de las pastillas, parece que palpitara con corazón propio, en cambio estoy mucho mejor de los nervios.

Analizo la manera de alargar la vida de Tucho, y le hago todo tipo de pruebas y remedios para mejorarlo, no asumo su muerte, o me resisto a creer en ella, peleo con todas las armas que alcance mi mano.

Que peligrosa es la vida, que vulnerable resultamos la gente con un problema, somos capaces de aferramos a un clavo ardiendo, buscamos ayuda donde haga falta.

Entiendo en estos momentos más que nunca a mis clientes, que buscan lo mismo en mí, una esperanza para su vida, a coste de creer en cualquier cosa. Hay que tener mucho cuidado con el ingenio de quien les atiende, y la credibilidad y fragilidad de quien suplica el auxilio a golpe de consulta o trabajo de brujería.Es triste que en el mundo existan tantos farsantes y falsos profetas, que utilizan estos estados de ánimo fallidos para hacer su agosto, vendiendo aire en botella de cristal pintada, a veces de manera hortera.

No es mi caso, yo no estafo a nadie, más que en mi precio, soy caro, muy caro, por eso me autodenomino "brujo de lujo" pero doy calidad en mi servicio, doy seriedad en mis vaticinios, e intento ser completamente objetivo en mi ayuda. Arrastro muchos conocimientos y años de experiencia que por activa o por pasiva me he molestado en desarrollar, recordar y aprender.

Aunque he de reconocer que sí estafo en el precio al ponerlo tan caro, pero porque considero que lo valgo, y que lo vale: 232 euros de consulta por un oráculo casi perfecto no me parece excesivo, pero si caro. No voy a bajar mis consultas a pesar de todo tipo de comentarios, sino al contrario, las seguiré subiendo hasta ser más inacsequible, en virtud de mis clientes, de su tipo de vida y de mi tiempo.

Tratar con millonarios se ha convertido en una rutina, echarle las cartas a personas con profesiones interesantes bien remuneradas es algo habitual, por eso puedo permitírmelo, por ahora.
Pero sigo viéndolo como una estafa, soy muy caro, yo nunca pagaría ese dinero por echarme las cartas, pero también es cierto que yo nunca me echaría las cartas… no me dicen nada. ¿Para que saber lo que te va a pasar?, mejor que la vida me sorprenda.

Soy tremendamente caro, que hijo de puta, pero que bien me va el trabajo y cuanta gente tengo…, nací con estrella y Dios me ha dado una lotería constante en mi vida con mi empleo, pero que poco me gusta atender a todos los que me llaman, ¡como me aburre!, a veces me quedo dormido, cada día los trato peor… no sé ni como me consultan.
Dani está con gripe, en la cama, con cara de tomatito, y Tucho duerme a su lado placidamente, voy a echarme con ellos y a vivir este momento tan bonito y tan breve.Te sigo escribiendo otro día.

Pero que hijo de la gran puta, que caro soy.

• • •
 
Next Page »